abril16 , 2024
spot_imgspot_img
spot_imgspot_img

Cuándo y por qué tienes que limpiar tu colchón

spot_img
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img

Relacionados

Novapelly, el mejor remedio en Puebla contra la caída de cabello

Uno de los grandes problemas que vivimos actualmente como...

25 Aniversario de DeForest Abogados

García Heres celebró su 25 Aniversario, con una serie...

Inversión y promociones con Grupo JV

Ya sea que busques éxito en tu negocio o...

Inicia el 2024 viajando con Grupo JV

Para los propósitos de año nuevo, viajar y tener...

La Cúpula te invita a su cena de Año Nuevo

Las mejores vistas del Centro Histórico de Puebla están...

Compartir

spot_imgspot_img

De acuerdo con algunas estimaciones, pasamos un tercio de nuestro día en el colchón. Esto lo convierte en un compañero fiel y constante al que, sin embargo, no solemos darle el cuidado que realmente necesita.

Y es que pocos cambian las sábanas con la frecuencia que realmente el colchón lo necesita. También, muy pocos se cambian la ropa antes de sentarse en el colchón donde duermen o cambian la pijama con la que se duermen.

Y es que la realidad es que es muy difícil limpiar un colchón. De hecho, es más fácil dejar que las manchas se queden ahí por años a limpiarlas. Sin embargo, las manchas van en aumento por el estilo de vida actual, en el que las personas pasan mucho tiempo en cama viendo series o películas mientras come, cena o desayuna.

Por qué cambiar las sábanas constantemente

Esencialmente, el cambio de las sábanas es un tema de salud. Estas deben cambiarse por lo menos una vez a la semana, de acuerdo con la Sleep Foundation, una organización dedicada a estudiar los hábitos de sueño.

Por supuesto, las cobijas, los edredones, las almohadas y sus fundas requieren limpieza constante, aunque no tanto como las sábanas. Por cierto, la limpieza de los artículos de cama debe hacerse con agua caliente para poder eliminar ácaros y evitar problemas de alergias y asma. Antes de hacerlo, siempre revisa que se pueda lavar con agua caliente el artículo en cuestión, pues algunos tienden a encoger.

Algunos tips para mantener higiénico tu colchón

Aspirarlo es esencialmente el cuidado básico de un colchón. Un tip para mantenerlo libre de parásitos, es aplicar bicarbonato sódico en seco por todo el colchón, dejarlo reposar por unas horas y luego cepillarlo. Cabe señalar que también la limpieza por debajo de la cama es esencial para mantener tu colchón no solo limpio sino en óptimas condiciones.

Para quitar las manchas de sudor o saliva, que son las más comunes en un colchón, lo ideal es utilizar limpiador enzimático o quitamanchas para tapicería. Si se trata de manchas más intensas y pregnantes, como la sangre, puedes quitarlas preparando una mezcla de bicarbonato y vinagre. Humedece un paño con este preparado y frota la mancha hasta sacarla.

Pase lo que pase, nunca empapes el colchón y evita que pase mucho tiempo húmedo pues esto puede ser perjudicial tanto para su estructura como para su óptimo funcionamiento.

spot_img
spot_imgspot_img