frenaa

FRENAA (Frente Nacional Anti Amlo) es un grupo o movimiento que se autodefine “ciudadano y pacífico” cuyo único objetivo es lograr que Andrés Manuel López Obrador dimita lo antes posible mediante vías ciudadanas de presión social, herramientas jurídicas así como a través de los medios de comunicación. 

La red que conforma FRENAA es una pirámide con grupos de Whatsapp que ha ido creciendo y según las cifras llega a 5 millones de mexicanos. Su líder es Gilberto Lozano, más adelante comentaremos quien es él.

Tiene un consejo rector segun esto, de 67 personas cuya identidad no se ha revelado en su totalidad. Es  bien sabido que entre estas 67 personas está Pedro Ferriz de Con, Pedro Martín Bringas (uno de los dueños de Soriana) y Rafael Loret de Mola, padre de Carlos Loret de Mola. Se han dado a conocer nombres de personas, que dirigen ciertas comisiones. Como ejemplo podríamos nombrar a:

  • Juan Trujillo, comisión jurídica
  • Hugo Ponce, redes digitales
  • Karina Rodríguez, diseño e identidad
  • Hilda Saldaña, integración.
  • Sally Sheridan, comisión de seguridad cibernética. 

Y así se podrían nombrar a varios mas. Sin embargo, otros miembros importantes son: Juan Bosco Abascal, Pedro Ferriz Híjar y el académico Salvador Mendiola.

Origen

Su fundador Gilberto Lozano ha sido un exitoso empresario, así como un líder social. Es de Monterrey, estudió en el TEC. Trabajó en Cervecería Cuauhtémoc, Moctezuma y el Grupo FEMSA. También llegó a ser miembro del consejo de administración de Cervecería Cuautémoc Moctezuma, Coca-Cola FEMSA, Hospital San José en Monterrey y participó en el Consejo Coordinador Empresarial y la COPARMEX. Incluso fue presidente del equipo de futbol Rayados de Monterrey. Llegó a trabajar con Fox como oficial mayor de la Secretaría de Gobernación, pero renunció pronto por tener diferencias con la administración de Vicente Fox.

Se autodenomina co-fundador y vocero de FRENAA y siempre dice antes de sus mensajes, “Soy Gilberto Lozano un miembro mas de FRENAA”. 

Gilberto Lozano manifestándose en la Ciudad de México
Foto: elfinanciero.com

Personalmente he participado en este grupo ciudadano que no está ligado a ningún partido político ni organización u asociación que se tenga conocimiento.

Yo me integré al ver que AMLO desde el inicio no tenía oposición alguna ni contrapesos. Fue el único grupo que alzó la voz desde el inicio del periodo de gobierno de Andrés Manuel. En su momento nadie, ni siquiera los líderes de los partidos políticos alzaron la cabeza. Al principio la ciudadanía y líderes de opinión  tachaban a Gilberto de radical y lo veían hasta cierto punto como un iluso, lunático y sobre todo muy exagerado. Siempre desde los primeros días del gobierno de AMLO lo calificó “como un dictador Chavista que seguía puntualmente los acuerdos del Foro de San Paulo”.

Nadie lo creía, pero al paso del tiempo y hasta estas alturas, la mayoría de intelectuales, periodistas, políticos de oposición a MORENA, le han dado la razón y empiezan a ver que FRENAA y Gilberto a sido un visionario que se adelantó a leer las verdaderas intenciones del seudo dictador tabasqueño.

FRENAA inició como un pequeño grupo de simpatizantes, pero en muy poco tiempo fue creciendo y tomando cada vez mayor notoriedad. El presidente lo nombraba en varios mañaneras y dio la orden a todos los medios de comunicación de no comentar nada acerca de FRENAA al contrario, de tratar de minimizarlos como si no existiesen. 

integrantes de frenaa realizando un plantón
Foto: eluniversal.com

Crecimiento de FRENAA

Por la pandemia, al principio fue difícil convocar a ciudadanos a congregarse. Sin embargo, con la brillante idea de hacer caravanas de descontento en autos el movimiento fue dejándose ver y cobró notoriedad a nivel nacional e incluso internacional. Yo personalmente participé en esas caravanas y fue emocionante constatar que miles de ciudadanos pensáramos lo mismo y estábamos haciendo oir nuestra voz.

Hubieron 4 o 5 caravanas en todo el país y luego vino el establecimiento de un campamento permanente en el Zócalo del D.F. Creo que fue un punto de inflexión y posteriormente se citó a varias marchas en distintas ciudades del país y finalmente vino una marcha multitudinaria de varias decenas de miles de personas a la que acudimos al Zócalo de la Ciudad de México. Nos preguntábamos: ¿Y los medios de comunicación? Pues no resonaba nada, como si no existiéramos. Acaso el periódico Reforma comentaba algo. Fue un hecho que todos los miembros de FRENAA constatamos que la fuerza del presidente cooptaba con amenazas a los medios de comunicación. Solo algunas veces muy contadas algún editorialista comentaba algo. 

Todo esto en lugar de decepcionar al grupo, lo motivó a realizar más y mejores acciones. Se promovió un juicio político al presidente y se le empezó a seguir por todo el país para repudiarlo con gritos y mantas. Al sentir esto como acciones que iban en serio, AMLO decidió acudir a las zonas militares para dar desde ahí sus aburridas mañaneras. Donde integrantes de FRENAA se encontraran con AMLO le gritaban voces de repudio. A día de hoy todavía nos preguntamos, ¿y dónde están los partidos políticos de oposición y los líderes sociales?

Pero ya empezó la sociedad a darse cuenta de las verdaderas intenciones del remedo de dictador pueblerino y bananero.

miembros de frenaa realizando una manifestación
Foto: 24horas.mx

Al sentir los intelectuales y muchos periodistas la persecución política en su contra, todos los mexicanos estamos viendo que las intenciones de AMLO son de destruir al país y polarizarlo al punto de decir: “Estás conmigo o en contra mía”.

Para concluir con mis propias convicciones y apreciaciones: seguiré apoyando a FRENAA. Sin embargo, no estoy muy convencido de apoyar la revocación de mandato del presidente.

Siento que es hacerle “el caldo gordo”. No creo que se llegue a concretar pues a mas tardar en noviembre de este año se deben juntar aproximadamente 3 millones de firmas con credencial de elector en mano que pidan este nuevo recurso y que además por lo menos en 17 estados de la república se dé esta exigencia. Al INE le costaría alrededor de 500 millones de pesos para realizar el proceso de revocación. Y lo mas difícil de todo, si acaso se juntan las firmas, la segunda condición para que se logre la revocación legal es que vote por lo menos el 40% del padrón oficial de electores es decir un poco más de 40 millones de mexicanos tienen que votar. Lo veo como misión imposible. Además, AMLO quiere hacer parecer que no es REVOCACIÓN sino RATIFICACIÓN de su mandato.

Desde mi punto de vista hay 5 acciones que deberían preocupar a todos los mexicanos:

  1. La cancelación del aeropuerto de Texcoco.
  2. La cancelación de la cervecería de Mexicali, Constelation Brands.
  3. La cooptación del ejército, creando la guardia nacional, dando al ejército la construcción del estúpido aeropuerto Felipe Angeles así como tramos del inviable Tren Maya y la administración de todas las aduanas de México.
  4. Dejar a la delincuencia organizada y cárteles de la droga actuar con total libertad e impunidad.
  5. Querer que pase por el legislativo una reforma energética que solo crearía ineficiencias y monopolios estatales.

La realidad es que estamos en el umbral de que México retroceda a lo que ya vivimos en los años setentas.

Luis Garcia teruel
Correo electrónico: [email protected]

Continua leyendo: El ABC de la reforma eléctrica

Foto de portada: cuartooscuro.com